Lo que le diga es mentira

Eres tan bueno(a) como cualquier otra persona en el mundo

No se por que, pero los que crecemos en América Latina crecemos con este complejo donde creemos que las personas en países desarrollados son mejores que nosotros y que por tanto no somos capaces de hacer cosas igual de increíbles o más.

La realidad es que nadie es mejor que tú ni puede hacerlo mejor que tú porque cada uno de nosotros está recorriendo su propio camino con sus propias circunstancias y sus propias metas y aspiraciones. La realidad es que todos tenemos nuestras fortalezas y debilidades y cuando nos comparamos con otros, nos comparamos con la portada que presentan pero no sabemos como son sus circunstancias a puerta cerrada. Debemos olvidar lo que los demás están haciendo o logrando y enfocarnos en nosotros mismos, en romper nuestros propios limites y en ser mejores cada día, semana, mes u año.

“Todos podemos ser increíbles… porque cualquiera puede servir. No tienes que tener un título universitario para servir. Solo debes tener un corazón lleno de gracia y un alma generada por el amor.”

― Martin Luther King Jr.

Cualquiera de nosotros tiene el potencial para agregar valor a los demás y a este mundo, es cuestión de aprender a usar nuestras fortalezas. Y para esto, hay tres puntos claves que menciona Jeduan (el del vídeo):

Necesitas ganas de aprender

Nadie nace sabiendo de todo, debemos estar abiertos a aprender nuevas cosas constantemente y a seguir mejorando nuestras habilidades continuamente. Si quieres ser un experto y uno de los mejores en tu industria entonces debes aprender constantemente, no simplemente cuando vayas a la universidad por un título sino todos los días o semanas.

La buena noticia es que la internet está llena de recursos tanto gratuitos como pagos que nos permiten seguir aprendiendo a diario ya sea a través de un canal de youtube, a través de libros digitales (como alternativa pueden ser libros físicos en la biblioteca de tu ciudad) o blogs, a través de podcast o audiolibros (mientras vas camino a la oficina) o incluso de cursos en línea que nos dan la facilidad de aprender en el tiempo y momento que tengamos disponibles.

Necesitas practicar

La única forma de volverte bueno en algo es intentando. Y todos somos lo suficientemente buenos para intentar cualquier cosa y eso es lo importante porque cada logro conseguido viene de un intento por hacer algo.

Siempre hay algo pequeño que puedes hacer para acercarte a tus objetivos o a la vida que deseas, no importa cuan pequeños sean los pasos que des mientras sean en la dirección correcta. Si quieres ser exitoso, debes tomar acción. Debes entender que tomar acción es el puente que conecta lo que quieres con tu realidad.

La mayoría de gente no toma suficiente acción y por tanto no producen los resultados que desean.

  • Si quieres ser un gran vendedor, intenta vender a diario y aprende sobre vender constantemente.
  • Si quieres ser un gran escritos, intenta escribir a diario y aprende sobre escribir constantemente.
  • Si quieres ser un gran inversor, intenta investigar oportunidades de inversión diariamente y aprende sobre invertir constantemente.

Ya entiendes la idea, ¿no?. Si quieres hacer algo entonces intenta hacerlo a diario y aprende constantemente tanto la teoría como la forma en que otros la han puesto en práctica.

Necesitas creer en ti mismo(a)

¿Realmente crees que alcanzar tus sueños es posible? si no lo crees entonces no intentarás alcanzarlos… creer que es posible es el primer paso para alcanzar el éxito. La clave está en que si crees que es posible hacer algo y realmente quieres lograrlo entonces tomarás acción y darás lo mejor de ti para conseguirlo.

Algunos tips para trabajar en esto que me han funcionado son:

  • Mantén las metas más inalcanzables a largo plazo y plantea metas más pequeñas que te ayuden a acercarte a la más grande en el corto plazo.

    Por ejemplo, si tu meta es correr una maratón entonces a corto plazo primero colócate la meta de completar 5 kilómetros trotando, luego de hacer una carrera de 10k y así vas aumentando la distancia hasta llegar a la maratón.
    De esta forma, a medida que vas alcanzando las metas más pequeñas, tu confianza en tus habilidades irán creciendo poco a poco haciendo posible que creas que serás capaz de completar la meta más grande.

  • Trabaja en ti mismo(a) constantemente: tu auto-estima, tu confianza en tus habilidades, tu valor y amor propio. Hazte responsable por tu propia vida y deja de culpar a los demás por tus circunstancia.

    Esto te enseñará a pensar por ti mismo(a) y usar tu intuición para plantear tus estrategias y tácticas para alcanzar tus metas.

  • Estudia como otras personas exitosas han alcanzado lo que tu quieres lograr. Aprende la forma en que lo hicieron posible.

    Busca especialmente personas con circunstancias similares a las tuyas cuando empezaron o personas con valores similares a los tuyos que han recorrido el camino que quieres recorrer.

En conclusión, todos tenemos el potencial de ser exitosos en lo que nos propongamos si estamos 100% comprometidos con nuestra meta.

Comentarios

Comparte tu opinión