Lo que le diga es mentira

El liderazgo empieza en el ¿por qué?

Simon Sinek dio una excelente charla sobre liderazgo en TED con la tesis principal de que la gente no compra lo que haces sino que compran el porque lo haces.

El ingrediente principal para inspirar a otros a que actúen está en el ¿por qué?. El ¿por qué? hace referencia a tu propósito, a tu causa, a tu creencia. Por ejemplo, Google se ha ganado la confianza de mucha gente con su popular filosofía de que se puede ganar dinero sin ser malvado (‘Don’t be evil’), tanto así, que muchos de nosotros confiamos ciegamente la gran mayoría de nuestra información usando varios de sus productos como Gmail, Google Reader, Google Docs, etc.

Otro excelente ejemplo de una compañía que logró compartir su creencia es Adidas. Adidas nos inspiro con su campaña «Imposible es nada» donde grandes atletas compartieron sus historias personales.

La razón de que compremos fielmente el mismo producto de cierta marca no es por el producto en sí, lo hacemos por nosotros, por la persona que nosotros somos, por lo que creemos que debe ser, por lo que nos importa, si no existiera ese incentivo entonces simplemente escogeríamos un producto al azar que hiciera lo mismo cada vez que saliéramos a comprar. Teniendo lo anterior en cuenta, haz negocios con gente que crea lo mismo que tú, no con gente que necesite lo que haces.

Lo mismo pasa cuando se trata de liderar a las personas para que tomen algún tipo de acción, como el ejemplo que coloca Simón en su charla de Martin Luther King y su discurso «Yo tengo un sueño». El inicio de un movimiento está en la creencia compartida de todos los que participan en el mismo. El único rol del líder es el de atreverse a compartir esa creencia. Por ejemplo, en el siguiente video Derek Sivers nos muestra como inicia un movimiento a partir de una persona que se atrevió a divertirse al ritmo de la música (después de todo la música es diversión y baile, ¿cierto?).

Un movimiento nunca se trata del líder sino del movimiento en sí, de la visión compartida que se tiene, de lo que todos los participantes creen. Siempre debemos recordar que las acciones que tomamos solo son la prueba de lo que en realidad creemos.

¿TE GUSTÓ LO QUE LEÍSTE?

¡Te van a gustar aún más mis correos! Tendrás acceso a contenido exclusivo y práctico sobre cómo gestionar tus finanzas personales para vivir una vida mejor.
Además al suscribirte tendrás acceso a nuestra guía gratuita de finanzas personales.

* Campos requeridos

Comentarios

  1. RGozalbo el dijo:

    Muy buen post y muy buenos videos, sobretodo el de Simon Sinek y el golden circle.

    Es la primera vez que posteo pero sigo el blog constantemente. Me gustan mucho todas tus publicaciones. Sigue asi.

  2. @rgozalbo: me alegra que te haya gustado y sobretodo que te hayas animado a comentar por primera vez. Saludos y espero seguir leyedonte por acá ;D

  3. Creo que son los seguidores los que influyen en el líder. Son ellos los que buscan un líder y le moldean a su gusto.

    Creo firmemente en el peso de los seguidores. En un equipo son los seguidores los que empujan al líder y no al revés. Es como un rebaño de ovejas: la que va primera avanza porque la empujan las demás y la última avanza porque cree que la primera guía.

    Todos tenemos los líderes que nos merecemos. El mérito o demérito recae en los seguidores.

    Cada vez que oigo algo sobre el éxito de un líder no puedo evitar recordar el mérito de los seguidores.

    http://alex-elusodesimismo.blogspot.com/search/label/Liderazgo

Comparte tu opinión