Lo que le diga es mentira

Como tener presencia de líder

Hay gente que entra a un cuarto y demanda atención inmediata, todos levantan la mirada hacia la persona que acaba de ingresar, eso es lo que se llama tener presencia. Son personas que parecen cautivar la atención de todos los que se les atraviesan.

No se si alguna vez has ido a un concierto de Marc Anthony (que por cierto, hay boletas para el concierto de Medellín en Ticketbis), yo he ido a verlo varias veces y es increíble la presencia que tiene en el escenario. A uno se le olvida que está viendo a un hombre re-flaco cantando por la gran presencia que tiene, siempre cautiva y emociona al público.

Todos reconocemos fácilmente a una persona que tiene “presencia”, sin embargo puede ser difícil determinar cual es esa característica – ese je ne sais quoi – que nos llama la atención o nos interesa.

La presencia es un elemento clave del carisma y el carisma importa mucho, al punto que nos puede dar una ventaja competitiva para atraer y conservar la atención de otras personas, así como para hacer que se interesen en nosotros. Teniendo esto en cuenta, tener una buena presencia puede ayudarnos en una entrevista de trabajo a dejar una fuerte primera impresión o a cautivar una audiencia en una reunión de trabajo.

Si alguna vez has conocido un ejecutivo exitoso o un líder, sabrás de lo que hablo. Sientes como si estuvieras en la presencia de alguien único, especial. Entonces, ¿de donde sacan o como obtienes ese atributo, esa presencia ejecutiva o de líder?.

Para tener presencia, hay que ejercitar nuestra habilidad para proyectar cierta comodidad, equilibrio, elegancia y confianza.

Las 3 cualidades que nos dan esa presencia están basadas en:

  • 1. Nuestra confianza en nosotros mismos: estar calmados y seguros porque no se trata de fanfarronear ni de mostrar un coraje falso sino de ser y estar calmados y seguros de nosotros, de lo que somos.
  • 2. La forma en que nos comunicamos: saber expresarse claramente es una habilidad clave en los negocios, poder transmitir nuestras ideas y opiniones de forma clara e interesante es importante para hacernos notar y escuchar en el trabajo.

    Pero, sobretodo, hay que ser un comunicador asertivo, escuchar activamente sin necesidad de ser el dueño de la conversación ni de ganar toda discusión.

  • 3. Nuestra apariencia: debemos vestir de forma adecuada pero cómoda, es decir, no hay que vernos como estrella de cine pero hay que lucir la parte, si tienes una reunión importante vístete de forma profesional pero de acuerdo a tu personalidad porque debes sentirte cómodo(a) con lo que uses.

    Siempre recuerda que puedes verte espectacular pero si estás incómodo(a) con lo que usas, no proyectarás lo que tu ropa representa.

En resumen, para tener una presencia fuerte, hay que sentirnos seguros de quiénes somos, lo que hacemos y de lo que decimos.

Comparte tu opinión